Acceso a intranet

HOME INSTITUCIONAL AUTORIDADES INSTITUCIONES ASOCIADAS SERVICIOS GALERÍAS DE IMÁGENES NOTICIAS CONTACTO


LICITACIONES


PUBLICACIONES


CCT CONICET Mar del Plata, Zona de InfluenciaCurso Gestión de la Calidad para laboratorios de ensayo.



Noticias

 




CIENCIAS BIOLÓGICAS Y DE LA SALUD
¿Y si tomamos unos mates?
21-03-2017
Investigadores del CONICET trabajan en la creación de una yerba mate que tenga propiedades beneficiosas para la población.

Estudios científicos han comprobado que tomar mate no repercute negativamente en la salud ósea de las personas, pero tampoco positivamente. Para revertir esta situación y que, en algún momento, sea posible tomar mate y que tenga efectos óseos positivos, Lucas Brun y su equipo trabajan en un proyecto científico de interés para Argentina, que es después de Uruguay, el país donde más se consume yerba mate (IIex paraguariensis).

Lucas Brun es investigador del Consejo Nacional de Investigaciones Científicas y Técnicas (CONICET), con lugar de trabajo en el Laboratorio de Biología Ósea de la Facultad de Ciencias Médicas de la Universidad Nacional de Rosario (UNR). A fines del 2014, una publicación del doctor Fernando Saraví, de la Universidad Nacional de Cuyo, llamó la atención de Brun: el estudio revelaba que la ingesta de mate beneficiaría los huesos en mujeres posmenopáusicas. "Cuando leí ese trabajo me sorprendí, porque la yerba mate tiene cafeína y está comprobado que la cafeína es perjudicial para los huesos, entonces decidí encarar una investigación para evaluar de manera integral qué efecto tenía la yerba mate en los huesos", cuenta Brun.

El proyecto contempló una fase en la cual Brun junto a su grupo administraron a animales de experimentación una infusión de yerba mate preparada en condiciones similares a las que se acostumbra tomar mate. "Luego evaluamos la densidad mineral ósea, la morfología del hueso, la cantidad de tejido óseo trabecular, si estaban más conectadas o más separadas entre sí, la fuerza de fractura. No sólo quisimos conocer cuánto calcio había dentro de un hueso, sino que abarcamos parámetros funcionales y de calidad ósea y encontramos algo parecido a lo que había hallado el doctor Saraví, que la densidad mineral ósea y la cantidad de trabéculas dentro del hueso era mayor en aquellos animales que recibieron infusión de yerba mate, sin embargo esto no lograba repercutir en mejorar al hueso a nivel funcional", relata Brun.

"Además de la cafeína, la yerba mate tiene polifenoles, que son componentes con conocidos efectos positivos en el hueso, entonces el mate estaría haciendo una especie de equilibrio, entre los alimentos ricos en polifenoles, como el té o los arándanos, y el café del otro lado", explica Brun.

El calcio

Los seres humanos consumimos mucho menos calcio de lo que el cuerpo necesita, el grupo de mujeres de la investigación de Mendoza en promedio incorporaba 500, 600 miligramos de calcio por día, cuando en realidad se necesitaban 1000. "En mi estudio emulé esa situación, les administramos a una parte de los animales una dieta baja en calcio y a la otra parte le dimos calcio en las cantidades indicadas, y el leve efecto positivo apareció sólo en aquellos que consumían bajo calcio, al igual que el estudio de Mendoza", indica Brun.

La conclusión de la investigación es que con el sólo hecho de ingerir el calcio que deberíamos, no se manifiesta el efecto positivo de la yerba mate. “Lo importante es que tampoco hay consecuencias negativas, que uno podría sospechar, por la concentración de cafeína”, subraya el científico.

Yerba mate funcional

En el marco de un proyecto de investigación que lleva adelante Lucas Brun, que recibió financiamiento del Instituto Nacional de la Yerba Mate, comenzaron a evaluar diez marcas comerciales en Argentina que abarcan el 80% del mercado de la yerba mate. "Al estudio incorporé además algunas marcas que quería analizar, por ejemplo una línea que en lugar de estar compuesta por Ilex paraguaiensis, como la mayoría, tiene Ilex dumosa y en la publicidad se destaca que tiene bajo contenido de cafeína, por eso me interesa", cuenta Brun.

El grupo de investigación realizó una evaluación de todos los componentes de la yerba mate que pueden tener efectos sobre el hueso, como calcio, fósforo, flúor, polifenoles y cafeína, para conocer cuáles son los parámetros normales de las infusiones de yerba mate y empezar los estudios pronto. El paso que sigue es analizar el efecto de los componentes de la yerba mate sobre las células óseas. "El objetivo es encontrar qué cantidad de polifenoles se debería agregar para que la yerba mate tenga finalmente un efecto positivo, y de esa manera crear o generar un alimento funcional. Los polifenoles no tienen solo efectos positivos en los huesos, también son beneficiosos para bajar el colesterol o los triglicéridos y también está demostrado que ayudan a la disminución del peso corporal, que son antifúngicos y antinflamatorios", explica Brun.

"Vivimos en un país donde todos toman mate, independientemente de los recursos económicos que tengan, entonces si uno puede a través de la yerba mate lograr mejorar una cierta condición desde el punto de vista óseo, para mí que soy médico que hace investigación, es muy interesante. Además, no costaría trabajo que la gente lo incorpore porque ya forma parte de sus costumbres", concluye Brun.

Grupo de investigación:
Lucas Brun, Investigador Asistente del CONICET
María Lorena Brance, Becaria Postdoctoral del CONICET
Mercedes Lombarte, Becaria Postdoctoral del CONICET
Verónica Di Loreto, Doctora en Ciencias Biomédicas de la UNR
Alfredo Rigalli, Investigador Independiente del CONICET
María Cielo Maher, Médica

Nuevo proyecto:
Verónica Di Loreto, Doctora en Ciencias Biomédicas de la UNR
Laureana Villareal, estudiante de la Licenciatura en Biotecnología de la UNR
Alexia Cornejo, estudiante de Medicina de la UNR

Por Ana Paradiso – CCT CONICET Rosario

CIENCIAS BIOLÓGICAS Y DE LA SALUD
Drogas antivirales y anticuerpos de amplio espectro contra el VIH
15-03-2017
Estudios recientes demuestran que la combinación de estas dos estrategias permite reducir la carga de virus en sangre.

Por Juan Pablo Jaworski*

Si se tiene en cuenta que todavía no existe una vacuna efectiva contra el Virus de Inmunodeficiencia Humana (VIH) y que la epidemia está aún fuera de control, se vuelve necesario explorar nuevas alternativas para prevenir y contener esta infección. En este sentido, las combinaciones de drogas antirretrovirales (cART) han mostrado ser extremadamente eficaces para contener la replicación viral pero no son capaces de eliminar al virus del organismo.

Al igual que las cART, las terapias con anticuerpos monoclonales de amplio espectro neutralizante (bNmAbs) son capaces de prevenir la infección y reducir la carga viral a niveles indetectables. Pero, más importante todavía, los bNmAbs pueden también estimular la respuesta inmune del organismo e impulsar la eliminación de células infectadas con el VIH.

Los bNmAbs atacan la proteína de envoltura del VIH (Env), neutralizan las partículas virales libres y favorecen la destrucción de las células infectadas. A partir de resultados favorables obtenidos en ensayos preliminares, en el último año los bNmAbs comenzaron a utilizarse en ensayos clínicos humanos. A grandes rasgos los anticuerpos fueron bien tolerados por personas sanas y pacientes infectados con VIH, y se comportaron en forma muy parecida a otros anticuerpos utilizados en la clínica médica. Una vez dentro del organismo, los anticuerpos conservaron su actividad neutralizante y no se detectaron respuestas inmunes contra ellos.

Los ensayos clínicos demostraron también que los bNmAbs fueron capaces de reducir la carga viral en pacientes infectados con VIH que no se encontraban bajo tratamiento antirretroviral (cART) o en aquellos en los que el tratamiento había sido interrumpido. Sin embargo, la monoterapia –es decir, el tratamiento con un único anticuerpo- permitio la selección de cepas virales resistentes y por ello, a largo plazo, el tratamiento no fue capaz de contener la carga viral. En conjunto, estos resultados señalan la eficacia del tratamiento con bNmAbs en pacientes infectados y remarcan la necesidad de utilizar combinaciones de bNmAbs con diversas especificidades para minimizar la selección de variantes virales resistentes.

En un trabajo recientemente publicado en la Revista Frontiers in Immunology junto a colegas describimos y analizamos los últimos avances en la materia, desde los mecanismos involucrados en la producción de estos anticuerpos durante la infección natural hasta el rol de los bNmAbs en la prevención de la infección, la inducción de la respuesta inmune, la disminución de las concentraciones de virus en sangre y la eliminación del reservorio viral.

Los bNmAbs han demostrado ser capaces de prevenir y controlar la infección causada por el VIH y en un futuro cercano constituirán una herramienta importante en el tratamiento de esta enfermedad. La combinación de bNmAbs dirigidos a diferentes regiones de la proteína de envoltura y su uso conjunto con drogas antirretrovirales permitirá reducir el número de cepas virales resistentes y aumentar así la eficacia del tratamiento.

Finalmente, un estudio detallado de la interacción entre bNmAbs y Env, así como también un mayor entendimiento acerca de la forma en que los linfocitos B maduran para convertirse en secretores de este tipo de anticuerpo, posibilitará el diseño de nuevos inmunógenos para ser incluidos en una vacuna efectiva contra el VIH.

*Juan Pablo Jaworski es investigador asistente del CONICET en el Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria (INTA) Es médico veterinario por la Universidad de Buenos Aires, donde también recibió su Maestría en Biotecnología (Facultad de Farmacia y Bioquímica) y su Doctorado en Microbiología (Facultad de Medicina).

En el área Tecnología Agraria y Forestal
Llamado a Beca Inicial FONCyT en INTA Balcarce
09-03-2017
El proyecto es acerca de "Actividad y diversidad genética microbiana como indicadores de calidad de suelo en sistemas productivos sustentables con predominio de soja" y el investigador responsable es Pablo Andrés Barbieri.

La actividad de la beca se desarrollará en la Estación Experimental INTA Balcarce a partir del 1 de mayo y tiene una duración de 3 años.

El principal objetivo del proyecto es avanzar en el conocimiento de cómo la inclusión de cultivos de cobertura, la reposición de nutrientes y la rotación de cultivos en secuencias con predominio de soja bajo SD establecidas sobre Argiudoles con historia agrícola no menor a 10 años en la Región Pampeana Argentina, modulan la actividad y diversidad genética de grupos microbianos que pueden cumplir roles claves en la calidad del suelo.

El becario debe ser graduado en Ciencias Biológicas, Ciencias Agrarias, Biotecnología o carreras afines, poseer conocimientos y manejo de técnicas de microbiología clásica y molecular, preferentemente referido a microorganismos de suelo; manipulación, aislamiento y determinaciones de actividad y diversidad en poblaciones microbianas edáficas en condiciones de seguridad en laboratorio. Además debe tener conocimiento del idioma inglés, manejo básico de planillas de cálculo y paquetes estadísticos y cumplir con requisitos del FonCyT.

El concurso cierra el 08 de abril y los interesados deben enviar C.V. y teléfono para contactar a barbieri.pablo@inta.gob.ar

En INBIOTEC
Se realizó el evento Mujeres en la ciencia
08-03-2017
El día 7 de marzo en el subsuelo del Instituto de Investigaciones en Biodiversidad y Biotecnología (INBIOTEC-CONICET) se vivió un encuentro emotivo, de mujeres y hombres, reflexionando sobre la vida de cuatro mujeres y su trayectoria en el mundo de la ciencia.

En el marco de la Semana de la Mujer, las invitadas a contar sus historias fueron Graciela Salerno, investigadora superior de CONICET y directora de INBIOTEC; Andrea Cumino, investigadora independiente CONICET y directora del grupo "Enfermedades Transmisibles Humanas"; Claudia Casalongué, investigadora principal CPNOCET y directora del grupo "Fisiología del Estrés" del Instituto de Investigaciones Biológicas (IIB-CONICET, UNMdP) y Mirta Aranguren , investigadora superior CONICET y Jefa de la División Ecomateriales del Instituto de Investigación en Ciencia y Tecnología de Materiales (INTEMA-CONICET, UNMdP)

El espacio fue pensado para dialogar acerca de las experiencias de su vida profesional enlazada con la personal y con el tinte de pertenecer al género femenino. En una mesa redonda con la moderación de un investigador del Instituto, se sucedieron las preguntas sobre ¿a qué jugaban cuando eran niñas? y ¿en qué momento definieron la elección de su carrera?.

"De chica jugábamos en mi pueblo a juntar jabones de tocador y con eso hacíamos crema de afeitar y lo repartíamos en el barrio, de muy chica tenía la chispa de Química", relata Andrea Cumino.

Por su parte, Claudia Casalongué recuerda: "de chicos, mis padres nos regalaban una bolsita de semillas por haber aprobado el año escolar y nuestras actividades, y con mis hermanos jugábamos a ver cuál zapallito crecía más, de quién era la lechuga con hojas más verdes…y hoy me dedico a la Biología Vegeta"”.

Con respecto a los desafíos de ser mujer en el mundo laboral-científico , Graciela Salerno manifiesta: "Ser mujer tiene un poco más de exigencia. En mi vida tuve que demostrar muchas veces que tenía un cerebro diferente al de mi marido que también trabaja en ciencia. Trabajé mucho para diferenciarme. Por momentos sentía como un corset científico, eso fue duro como mujer".

Por su parte, Andrea Cumino observa que "a veces poner en el Curriculum que tenes tres hijos te puede jugar muy en contra como mujer trabajadora, y eso no sucede con el hombre".

Las anécdotas siguieron fluyendo con respecto al tiempo familiar, las elecciones importantes en sus vidas y momentos difíciles que hayan atravesado.
"Me inspira la curiosidad, ser inquieta por todos los temas, preguntarme acerca de todo, eso me moviliza", afirma Mirta Aranguren.

Para finalizar el encuentro, cada investigadora mostró y explicó una fotografía que habían seleccionado previamente que ilustra un momento importante en su vida: "hacemos ciencia en el laboratorio, en la cocina, en el auto, la ciencia va con nosotras a todos lados", concluye Clauda Casalongué.

8 DE MARZO: DÍA INTERNACIONAL DE LA MUJER
Ellas también estuvieron allí
07-03-2017
Investigadoras del CONICET y de la Universidad de Buenos Aires crearon un archivo de palabras e imágenes de mujeres argentinas con el objetivo de revalorizar su lugar en la historia nacional.

Mirta Lobato, Cecilia Belej y Lizel Tornay. Foto: CONICET Fotografía | Verónica Tello.

En 1901 Elvira López se doctoró en la Facultad de Filosofía y Letras de la Universidad de Buenos Aires al presentar la que sería la primera tesis sobre feminismo escrita en Argentina y Sudamérica. Su título era “El movimiento feminista. Primeros trazos del feminismo en Argentina”. Cien años después investigadoras del Instituto Interdisciplinario de Estudios de Género (IIEGE, FFyL, UBA) en el marco de sus Jornadas de Homenaje se propusieron buscar una imagen suya entre las miles de fotos que alberga el Archivo General de la Nación (AGN). En un principio no tuvieron éxito: fue necesario buscar fotografías de los varones de su familia y recién ahí apareció en una de ellas Elvira López como acompañante.

En ese momento, casi como una necesidad surgió la idea de conformar un Archivo para recuperar y conservar palabras e imágenes de mujeres anónimas argentinas que, como Elvira López, hicieron historia. En ese marco se formó el Archivo Palabras e Imágenes de Mujeres (APIM). Su directora, la historiadora Mirta Zaida Lobato junto a Cecilia Belej, investigadora adjunta del CONICET, y Lizel Tornay, investigadora del IIEGE, explican la propuesta y desafíos de esta iniciativa.



¿Cómo surgió la creación del Archivo?

Mirta Zaida Lobato: Tiene un doble origen. Uno más institucional que se dio cuando se formó el Instituto hace más de 20 años y en el estatuto de su creación se formulaba la necesidad de crear un archivo. Y el otro más académico, porque se gestó en un grupo formado en la Universidad. Trabajamos con un equipo de investigación muy vocacional – sin becas ni recursos económicos – para hacer un Archivo con un objetivo claro: discutir las marcas de género presentes en la catalogación de un archivo sea éste nacional, provincial o municipal.



¿Por qué?

ML: No pudimos encontrar directamente a Elvira López en el AGN, así como tampoco podíamos encontrar a ninguna mujer que no sea “de”, es decir la esposa de un varón. Eso pasaba porque los archivos tienen marcas androcéntricas de catalogación desde que se crearon a fines del siglo XIX para conservar los papeles de los estados nacionales. Esto se repite en toda América y Europa.



¿Cuál es el objetivo del APIM?

Cecilia Belej: Darle mayor visibilidad a las mujeres en la historia a través de palabras, y para ello realizamos entrevistas a protagonistas como las Reinas del Trabajo de los años ’40 y feministas de los ‘70, y una búsqueda de sus imágenes. La invisibilización de las mujeres en los archivos llegaba a tal punto que por más que estuviesen en las fotos, al no figurar en la descripción es como si no existieran. Por ejemplo, si la foto es de un banquete se nombraban de izquierda a derecha a los comensales y si hay una mujer se saltea y continúan nombrando al resto de los hombres. La figura pública masculina tenía un nombre pero las mujeres no.



¿De dónde obtienen los materiales de Archivo?

Lizel Tornay: Gran parte de las fotografías se obtienen en el AGN. Fuimos buscando a Elvira López, después para otras temáticas, y pudimos ir desplegando historias interesantes producto de una búsqueda intensiva y también de casualidades. Así descubrimos a las Reinas del Trabajo que era un tema del que no se había escrito mucho. Aparecieron 70 fotos e información en ellas que nos llevó a otras fuentes escritas como la prensa de época y hasta pudimos llegar a algunas reinas en un trabajo casi detectivesco. Para nosotras fue una sorpresa encontrarlas y para ellas también, porque se sentían descubiertas.



¿Quiénes eran las Reinas del Trabajo?

ML: Entre 1947 y 1955, y en 1974 y 1975, se organizaron certámenes para elegir a las reinas de los trabajadores para el 1º de mayo. Esta elección de ‘la reina’ fue parte de un cambio de sentido de la conmemoración del 1º de mayo como parte de las ideologías de izquierdas del peronismo, que incluía una movilización sindical y política que culminaba con la elección de la reina. Pero también significó un cambio importante en la representación de la mujer trabajadora. El tema detrás de esos concursos es cómo belleza, poder y política iban juntas en la configuración de la cultura diferenciada entre hombres y mujeres. Sin embargo, la simbología y uso político es muy distinta en los dos períodos. Las últimas están marcadas por la confrontación interna del peronismo entre los grupos más y menos radicalizados. En ese momento, la idea de las reinas estaban más asociadas a lo carnavalesco y al principio tenía que ver con una reivindicación del sindicalismo y del sentido festivo del 1º de mayo.



¿Qué hicieron con todo ese material?

CB: Compilamos un libro que atraviesa una serie de concursos, algunos contemporáneos a las reinas del trabajo y otros más antiguos (incluimos a las reinas de la Vendimia, las reinas del Trigo y a los premios a la Virtud) donde se problematiza el lugar de la mujer y qué es lo que se premiaba en los certámenes. Y como parte de esa experiencia hicimos una exposición fotográfica en la Casa de la Cultura de la Ciudad de Buenos Aires.

ML: El AGN, como consecuencia de nuestro trabajo, incluyó en el catálogo a las “Reinas del trabajo”. Parece pequeño y anecdótico pero es un avance. Las instituciones tienen sus lógicas y esto muestra que hay intenciones de repensar estas cuestiones desde la mirada de género.



¿Qué otras temáticas abordaron?

CB: El archivo fue avanzando a partir de investigaciones concretas que después se traducían en exposiciones fotográficas. La primera fue “Mujeres Universitarias. Nosotras también estábamos allí”. El ‘nosotras’ tiene el sentido político de ubicarnos como mujeres en una historia que nos incluye. En otra de las muestras que hicimos, “Huellas de mujeres”, se abordó su participación en la política y el movimiento sufragista y las luchas por la obtención de derechos sociales y políticos desde fines del siglo XIX hasta la sanción del sufragio femenino. También una sobre los años ‘70 que incluía panfletos y fotografías de los grupos feministas, que se llamó “De pantalones anchos y de vincha”. A partir de esas experiencias avanzamos en una cronología en imágenes de la historia de las mujeres en el país que era algo muy poco trabajado hasta el momento.



Produjeron materiales para trabajar en la escuela, ¿cómo fue ese proceso?

ML: El motor de la transformación en las problemáticas de género es la educación y a partir de eso hicimos un CD con distintas temáticas y problemáticas históricamente relevantes para las mujeres y que podíamos poner en imágenes, por ejemplo la lucha por los derechos civiles.

LT: Armamos una línea de tiempo que es diferente a la de la historia tradicional al hacer foco en acontecimientos relevantes para las mujeres. Por ejemplo, no se toma el año de la Revolución de Mayo (1810) sino los cambios que afectaron la vida de las mujeres. El cambio de período lo colocamos entonces en la fecha de sanción de la Real Pragmática (1776), conjunto de normas que legalizaron la inferioridad jurídica de las mujeres regulando las conductas que se consideraban “desviadas” para ellas y que las colocaba bajo la tutela de sus padres o maridos.

ML: Empieza en el 12.000 a.C – por supuesto antes de la construcción del estado nacional – pero también cuenta qué le pasó al país. En esa línea de tiempo planteamos la historia de las mujeres en paralelo con la historia nacional para poder ver cambios y continuidades. Además, el CD tiene materiales complementarios como textos, mapas, imágenes emergentes, un glosario y actividades para trabajar en clase. Hicimos un CD para alumnos y otros para profesores que repartimos en capacitaciones docentes en distintos puntos del país.



¿Por qué es importante plantear cuestiones de género desde la escuela?

CB: En este momento que está siendo cuestionada la utilidad de las Ciencias Sociales me parece que el trabajo de APIM es muy relevante ya que permite ampliar el conocimiento sobre la historia de las mujeres y repensar a las mujeres, y también a los hombres, además de preguntarse sobre las historias de lucha y resistencia que se enlazan con la actualidad. Estas investigaciones son lentas pero producen resultados que aspiran a comprender y a modificar la sociedad en tiempos en los que la opresión y la violencia hacia las mujeres aparecen con una brutalidad extrema.

ML: Esta experiencia une investigación, docencia y transferencia. Lo importante es pensar cómo intervenir prácticamente, porque la escuela necesita cambios profundos.



¿Qué otras temáticas van a trabajar a futuro?

ML: Tenemos un proyecto para hacer un libro sobre infancias argentinas a través de la imagen y a lo largo principalmente del siglo XX, las fotos están y se está terminando. Cada una de las personas del equipo del APIM trabaja un tema y convocamos a otros especialistas de las universidades y del CONICET. La idea a futuro es también hacer alguna exposición. Hay otro proyecto que es sobre las emociones y cómo se construyen los afectos en los sectores populares. Otros sobre las representaciones de la mujer moderna en la década del ‘30 y en murales que se produjeron entre los ‘30 y ‘40. Un proyecto lleva a otro.



Viendo las imágenes de esas mujeres de la historia, ¿cuál consideran que es el lugar de la mujer hoy?

ML: La transformación de una sociedad no es progresiva, hay momentos de cambio activos y otros más ‘dormidos’. No tengo dudas que la posición de la mujer en el mundo contemporáneo ha cambiado por muchas razones pero las representaciones de las mujeres siguen siendo muchas veces contradictorias. Lo más interesante es que cada vez la sociedad se interroga más sobre el lugar de las mujeres en la sociedad, en la política, en el trabajo, en las protestas.

CB: La historia no es lineal, pero si pensamos en períodos de larga duración, las mujeres no estamos igual que hace 50 años, sin embargo se avanzó desigualmente. Entre las mujeres existen profundas diferencias atravesadas por cuestiones étnicas, de clase o el nivel educativo, entre otras, que limitan las libertades y la posibilidad de acceder a espacios tradicionalmente masculinos. De todas maneras, veo con mucho optimismo el empoderamiento de las mujeres en colectivos feministas y, por ejemplo, en las manifestaciones como el ‘Ni Una Menos’ y el paro del 8 de marzo en las que mujeres de distintas clases sociales e ideologías y muchos hombres dicen basta a la violencia de género y reivindican los derechos de las mujeres.

Participan en APIM:
– Mirta Zaida Lobato (Directora).
– Cecilia Belej. Investigadora adjunta. Instituto de Investigación en Arte y Cultura “Dr. Norberto Griffa” (IIAC, UNTREF/ UBA).
– Cecilia Tossounian. Investigadora asistente. Departamento de Humanidades. UDESA.
– Lizel Tornay.
– María Damilakou.
– Ana Laura Martín.
– María Fernanda Lorenzo.
– Ana Lía Rey.

Por Cecilia Leone.

III Café Científico
Charla Mujeres en la ciencia
03-03-2017
Es organizado por el INBIOTEC con la presencia de cuatro representantes de la ciencia local. Será el martes 7 de marzo a las 17:30 horas.

El Instituto de Investigaciones en Biodiversidad y Biotecnología (INBIOTEC) presenta, en el marco de la Semana de la Mujer, un espacio abierto al público para dialogar con cuatro mujeres y destacadas científicas de nuestra ciudad. En sus charlas plasmaran experiencias de su vida profesional enlazada con la personal y con el tinte de pertenecer al género femenino.

Las exponentes serán Graciela Salerno, investigadora superior de CONICET y directora de INBIOTEC; Andrea Cumino, investigadora independiente CONICET y directora del grupo “Enfermedades Transmisibles Humanas”; Claudia Casalongué, investigadora principal CPNOCET y directora del grupo “Fiosologia del Estrés del Instituto de Investigaciones Biológicas (IIB-CONICET, UNMdP) y Mirta Aranguren , investigadora superior CONICET y Jefa de la División Ecomateriales del Instituto de Investigación en Ciencia y Tecnología de Materiales (INTEMA-CONICET, UNMdP)
A través de su trayectoria plasmarán los desafíos que afrontaron para lograr el lugar destacado que ocupan en el complejo sistema científico nacional.

El encuentro se desarrollará en Vieytes 3103 y se solicita confirmar asistencia a charlacafeyciencia@gmail.com . Se solicita un alimento no perecedero para la entrega al Hogar Nuestro Rincón.

Curso de Posgrado
La espectroscopía vibracional como herramienta analítica en el área agroalimentaria
02-03-2017
El mismo se realizará del 20 al 22 de marzo en la Facultad de Ciencias Exactas y Naturales de la Universidad Nacional de Mar del Plata (UNMdP). Participan docentes de Bélgica e investigadores de CONICET y CIC.

El objetivo de este curso es profundizar los conocimientos sobre el uso de técnicas de espectroscopía molecular vibracional con el fin de abordar problemas emergentes en temas de seguridad alimentaria tanto en industria como en laboratorios de investigación y control.

El curso permitirá obtener las bases de la espectroscopía vibracional y pistas para poder evaluar la calidad y seguridad de los productos agroalimentarios; y el control del procesamiento de alimentos tanto a nivel de laboratorios, industria o directamente en el terreno (on-line).

Los docentes responsables del dictado son Vincent P. Baeten (CRA-W, Bélgica); Rosa María Alonso Salces (CONICET-UNMDP, Argentina) y Sandra R. Fuselli (CIC-UNMDP, Argentina)

Para mayor información: sfuselli@mdp.edu.ar

IFIMAR invita
ENERGÍA: ¿Por qué es importante? ¿Dónde estamos? ¿Adónde vamos?
24-02-2017
El Instituto de Investigaciones Físicas de Mar del Plata (IFIMAR-CONICET, UNMdP) invita al curso breve presentado por Teodoro Halpern (Instituto Balseiro – Ramapo College, New Jersey) los días 7, 9 y 10 de marzo, a las 10 horas.
Estas charlas abiertas a la comunidad se centrarán en las preguntas sobre ¿Que es "la" Energía?, ¿Por qué es importante?, ¿Dónde estamos?, ¿Adónde vamos? y ¿Me tengo que preocupar?.

Teodoro Halpern , egresado del Instituto Balseiro, se desempeñó como becario del Max Planck Institute (Technische Hochschule) en Stuttgart, Alemania, donde su carrera como físico experimental tomó vuelo. De retorno en la Argentina, regresó al Balseiro para ser co-Director del Grupo de Metalurgia Física y del Grupo de Bajas Temperaturas, que estaba siendo desarrollado por el Dr. Wheatley, enviado por la NSF de EEUU.

En 1964 aceptó una oferta de la Universidad de Chicago, donde trabajó en lo que en esa época se llamaba "muy bajas temperaturas". Luego pasó a trabajar al Argonne National Laboratory de la CNEA de EEUU, en radiación de cristales y resonancia de Spin. En ese laboratorio fue mentor de William Phillips, uno de los tres Premio Nobel de Física de 1997.

Su tarea como profesor le valió el reconocimiento como uno de los 150 Profesores en Estados Unidos, nombrados como "Jaime Escalante Professor" por su excelencia en la enseñanza de las ciencias.

Jubilado en el 2002 como Profesor Emérito, continuó dando cursos de divulgación, acerca de "Física de Eventos Cotidianos" y "Energía", así como conferencias sobre la "Física de Deportes".

Los encuentros se desarrollaran en el Complejo Universitario, ubicado en Funes y Roca, aula CUMB 6 (ex Neruda, subsuelo de Facultad de Arquitectura).

[Prev] 1 / 40 [Sig]
 
Copyright ©2010 CCT Mar del Plata. Todos los derechos reservados. - Moreno 3527 3er.piso - Mar del Plata, Bs. As. - Argentina
54 223 495-2233 / 4466 - cct@mardelplata-conicet.gob.ar
Diseñado por